martes, 11 de agosto de 2009

Envejeciendo

Ayer busqué fotos para ilustrar el post anterior. No busqué demasiado. No quería amargarme viendo muchas fotos. Encontré aquélla y otra del cumpleaños de 11 de mi papá. Ésa la descarté porque pertenece a la Etapa Corticoides de mi viejo, y está muy gordito, con cara de nerd y toda esa angustia púber que cualquier alma sensible conoce bien.

Mientras escaneaba la otra, saqué cuentas. En la foto del cumpleaños de 11, mi abuelo tiene 56. La edad que tendría hoy mi papá. La caja con fotos había quedado en el comedor. Recordé que el paso del tiempo entre una foto y otra se notaba mucho. Recordé arrugas, bolsas debajo de los ojos. Cuando terminé de escanear, guardé rápidamente la foto en el sobre con las otras fotos, el sobre en la caja, la caja en el estante, y cerré la puerta del cuartucho. No quise mirar la foto de los 56. No quise jugar a cómo sería la cara de mi papá hoy.

Aunque mi hermano es muy parecido, no me sirve para imaginar cómo iría envejeciendo mi viejo. Primero, porque casi no lo veo, y cuando tengo que verlo, prefiero no mirarlo mucho. Y segundo, porque está obeso. Ja. Lo dije. Qué mala que soy. Exudo bilis por todos los poros.

7 comentarios:

Marie dijo...

jodiiiiiiiiiiiiiiiiida

Malhumoretti y Neptuno dijo...

ayer se me dio por releer todo deciamiabuelo. digo releer porque no recuerdo cómo pero casi desde el principio que lo sigo.
esta vez me di cuenta que nunca había firmado, ni siquiera como anónimo por lo tanto me parece justo decirte (ahora que tengo identidad blogger) que es excelente el blog y que me encanta como escribís y las cosas que contás sobre tu abuelo.

saludos, m.

Acidez Sarcástica dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
perez dijo...

Acidez Sarcástica: Suprimí tu comentario porque me pareció mucho. Sori. Igual te quiero.

Malhumoretti y Neptuno dijo...

ups

sritam dijo...

Ay, perez, sos demasiado buena!

perez dijo...

¿Vos decís que soy una pelotuda? Puede ser...