domingo, 7 de junio de 2009

Me muerdo la cola

A veces me dan ganas de postear acá cosas que no tienen que ver con mi abuelo. Tengo ganas de escribir sobre la niña que fui, pero en anécdotas en las que mi abuelo participa poco o ni aparece.

Y a veces pienso que quizás este blog mute hacia un blog-diario íntimo, y no me parecería rara esta trayectoria.

A veces pienso demasiado en este blog. Me pregunto qué representa en mi escritura, cómo lo leerán aquellos que no me conocen, qué destino tendrá, si es que tiene alguno.

A veces pienso en llevar otro blog, otros blogs, y también que necesito salir a la calle.

"Usted puede sanar su vida escribiendo. Pregúnteme cómo".

6 comentarios:

sritam dijo...

Este tú epsacio, hacé lo que tengas ganas. Los que te leemos seguiremos disfrutándote.

yalu dijo...

yo no te conozco, y no se porque motivo al entrar en los blogs de todos los dias, el tuyo siempre esta entre ellos.

Me gusta lo que escribis, como lo haces..y me gustan las historias de tu abuelo que a veces me hacen acordar al mio que extraño tanto.
Si muta al blog-diario, creo que un poco lo es asi que esta todo bien!
Te mando un saludo

madre hay una sola dijo...

Deja que fluya! Y quiero sanar mi vida!

Marie dijo...

hacé lo que quieras, vamos a seguir leyendo de todos modos

jose dijo...

Me dijo un amigo que te abras un MySpace

viovio dijo...

Pérez no dejes de escribir, vos mandá que queda bastante para bucear.